Saltar al contenido
Miguel Servet
Portada » En 1553, el médico aragonés Miguel Servet es quemado en la hoguera por defender sus ideas.

En 1553, el médico aragonés Miguel Servet es quemado en la hoguera por defender sus ideas.

«Miguel Servet fue uno de los primeros pensadores cristianos de los tiempos modernos que abogó por el derecho de cada individuo a seguir su propia conciencia y expresar sus propias convicciones. Fue el primero en expresar la idea de que era un crimen perseguir y matar por las ideas.»

la vida y el legado de Miguel Servet, también conocido como Miguel de Villanueva o Michel de Villeneuve, están envueltos en un halo de misterio, comenzando por su lugar de nacimiento y la fecha de su nacimiento. Aunque las fuentes históricas no son concluyentes, se ha propuesto que nació el 29 de septiembre de 1509 o 1511, una fecha relacionada con la festividad de los tres arcángeles, que solía ser un factor en la elección de nombres en la tradición católica. Respecto a su lugar de nacimiento, los historiadores han debatido si nació en Villanueva de Sigena, Aragón, o en Tudela, Navarra. Además, su cambio de nombre a Miguel de Villanueva tras su primera persecución ha suscitado interrogantes sobre si representaba un retorno a su apellido real o un tributo a su lugar de origen.

Miguel Servet era hijo de Antón Serveto, un notario, y Catalina Conesa, cuya ascendencia materna se vinculaba a una familia de judeoconversos. A los 15 años, Miguel partió a Francia para estudiar leyes y trabajó como secretario del fraile Juan de Quintana, quien más tarde se convirtió en el confesor y consejero de Carlos V. Durante sus viajes por Italia y Alemania con Quintana, Servet presenció la coronación de Carlos V como emperador en 1530.

Fue durante estos viajes que Servet se sintió atraído por la Reforma protestante liderada por Martín Lutero. Su desilusión ante el lujo y la corrupción del papado lo llevó a abrazar la Reforma, aunque con planteamientos más radicales que los tolerados por la misma. Estudió la Biblia en hebreo y griego y publicó en 1531 su primer libro, «De Trinitatis Erroribus» (De los errores acerca de la Trinidad), en el que cuestionó el dogma de la Trinidad. Este acto lo puso en contra tanto de los católicos, que solicitaron la intervención de la Inquisición, como de los reformadores alemanes.

Servet también exploró la medicina y, en su estancia en la Universidad de París en 1537, se matriculó para estudiarla. Allí heredó el puesto de ayudante de disección de Andrés Vesalio, un destacado anatomista. Junto a Vesalio, realizó investigaciones pioneras en anatomía y circulación sanguínea, aunque estas ideas no tuvieron un impacto inmediato en la ciencia de la época.

En 1533, Servet envió una copia de su obra teológica fundamental, «Christianismi Restitutio» (Restitución del Cristianismo), a Juan Calvino, líder protestante. Calvino, enojado por las críticas de Servet a su obra, decidió ignorarlo en lugar de debatir con él. Finalmente, la obra se publicó de forma anónima en 1553 y contenía la primera exposición de la función de la circulación pulmonar o menor de la sangre, aunque este hallazgo no tuvo un impacto científico inmediato debido a su contexto teológico.

Sin embargo, esta publicación anónima condujo a la identificación de Servet como autor, lo que resultó en su detención en Lyon y un juicio polémico que duró dos meses. Durante el proceso, se le negó un abogado y se le sometió a maltratos. A pesar de su defensa teológica y su rechazo de la Trinidad, Servet fue condenado a morir en la hoguera el 27 de octubre de 1553 «Te condenamos a ser atado y llevado a la colina de Champel. Allí serás atado a una estaca y quemado vivo junto con tus manuscritos y tus libros impresos hasta que tu cuerpo se convierta en cenizas». Su ejecución, que duró más de una hora, se realizó en Champel, Ginebra, y marcó un trágico final para un hombre cuyas ideas desafiaron las normas religiosas de su época.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Te puede interesar...

  • La Leyenda del Crimen de MariCuchilla
    La Leyenda del Crimen de MariCuchilla

    En el día de hoy, les contaremos una historia escalofriante que ha aterrorizado a muchas generaciones en Oviedo. Se trata de la leyenda de Maricuchilla, una joven misteriosa y herm…

    La leyenda del Cazador Maldito
    La leyenda del Cazador Maldito

    Les contaré una historia llena de misterio y condena eterna. Se trata de la historia del Ehiztari beltza, La leyenda del Cazador Maldito. Según el antropólogo Julio Caro Baroja se …

    Los Almendros de Medina Azahara
    Los Almendros de Medina Azahara

    Hace muchos siglos, cuando España todavía era Al-Ándalus, existía una ciudad palatina como ninguna otra, construida por el poderoso califa Abderramán III, una ciudad que bien …

    Pedro El Cruel y el Candilejo de Sevilla
    Pedro El Cruel y el Candilejo de Sevilla

    En el día de hoy, les traemos una de las historias más comentadas y conocidas, se trata de la leyenda del Candilejo de Sevilla. Resulta, que en la ciudad de Sevilla, allá por el si…

    La Leyenda de la Cruz de Caravaca
    La Leyenda de la Cruz de Caravaca

    Hoy hablaremos sobre la famosa Leyenda de la Cruz de Caravaca, un símbolo lleno de poder y protección que ha sido objeto de fascinantes historias a lo largo del tiempo. Cuenta la h…

    La casa del Dragon
    La Casa del Dragon y Wilfredo

    La Casa del Dragon y Wilfredo, es una historia fascinante que nos transportará a tiempos pasados, donde valientes guerreros luchaban contra temibles dragones. Esta leyenda ha …